Mantener el orden en la habitación de tu hijo es posible, sólo será cuestión de paciencia y de enseñarle a él, a medida que vaya creciendo, ciertos hábitos que se podrán ir incorporando en forma de juego desde muy pequeños. En este artículo nos referiremos a la manera de ordenar la habitación infantil sin morir en el intento.

Somos los padres y los adultos quienes nos tenemos que encargar de educar y formar, enseñarles normas de conducta a los hijos, siempre desde el amor y el respeto. Entre las cosas que debemos enseñarles encontramos conceptos como las buenas costumbres, el orden y la higiene o limpieza.

orden en la habitación
Fuente: Adell

Este será un proceso de educación que deberá ser transitado junto con nosotros, de nada sirve que los mandemos a ordenar su habitación si antes no vieron como lo hacíamos nosotros o lo hacíamos juntos. Piensa que para los niños aprender a ser ordenados será un punto muy importante en su futura vida adulta.

Es normal que en las habitaciones infantiles se vayan acumulando grandes cantidades de juguetes, ropa y libros, cuando son más grandes a esto debemos agregarles sus útiles escolares. Te daremos algunas ideas prácticas para que ellos también encuentren divertida la tarea de ordenar.

Consejos para mantener la habitación en orden

Es muy importante que distribuyas los muebles de tal manera que cada espacio esté bien definido, especialmente cuando estamos hablando de la zona de juego y la zona de estudio, así el niño podrá diferenciarla claramente.

Coloca estantes a su alcance, es una alternativa ideal que permite colocar juegos, además de exponer los libros, sus adornos y sus recuerdos. Piensa en la cantidad y peso de los objetos que se colocaran para determinar la solidez y la profundidad de los estantes.

También te puede interesar:  Televisión panelada para un salón con estilo

Si tienes una niña que quiere lucir sus muñecas o un varón que colecciona autitos podrás organizarlos en una repisa, así se podrán ver y estarán en orden. En este caso también deberán estar a una altura que puedan alcanzar.

En un próximo artículo continuaremos hablando de lo que debes tener en cuenta a la hora de mantener el orden en la habitación de tus hijos.