Un loft es básicamente un espacio donde conviven diferentes zonas de la casa, es decir, un espacio abierto sin paredes que delimiten dichas zonas, al contrario a lo que solemos estar acostumbrados. Normalmente la estructura de la casa está dividida y separada por zonas con ayuda de paredes y puertas, en cambio en un loft no.

Los loft comenzaron por la necesidad de mezclar el trabajo con el hogar, algunas personas que pasaban mucho tiempo trabajando decidieron juntar ambas cosas y adecuar un espacio para que fuera al mismo tiempo hogar y trabajo. Hoy en día se a convertido en un estilo más de decoración y cada vez más gente apuesta por él. Es ideal para personas que viven solas o en pareja, ya que de esta manera no se necesita mucho espacio.

Fuente: deespeed

Los loft son espacios abiertos donde se sitúan varias zonas, estas no están delimitadas por ninguna pared pero normalmente la habitación y el baño si se delimita con paredes y puertas para tener una mayor comodidad. La cocina americana es la fiel compañera del loft, ya que no está separada del salón. El único inconveniente que le encuentro a esto es la mezcla de olores que salen de la cocina y se propagan por el salón o las diferentes zonas, pero con una buena campana extractora se puede solucionar. Si el loft es de dos plantas lo ideal es que en la planta baja se sitúe el salón, la cocina, la zona de trabajo o de ocio… y en la planta de arriba se sitúen la habitación y el baño.

Si se te ha pasado por la cabeza vivir en un loft no descartes la idea, es un espacio ideal donde podrás plasmar la decoración que tu quieras. Si quieres vivir sola o con tu pareja es una muy buena opción.

También te puede interesar:  Renovar los maceteros con pintura de colores