Seguro que tienes en casa algunas fotos de esas antiguas, de tus abuelos, en blanco y negro, de las que empiezan a estar deterioradas y que tienen un aire vintage muy especial, ¿verdad? a lo mejor, hasta has pensado en que formen parte de la decoración de tu casa, pero claro, ¿qué marco les pones?

Uno demasiado actual puede no pegar mucho con el estilo de la foto y uno muy vintage puede hacer que parezca pasada de moda.

Por eso, esta idea que acabo de encontrar me ha parecido realmente estupenda. Se trata de meter las fotos dentro de botellas de cristal. Pueden ser con un color clarito o simplemente blancas, pero la verdad es que el resultado es perfecto.

De todas maneras, si te da miedo meter dentro la foto, también tienes la opción de hacer una copia y guardar el original a buen recaudo. ¿Qué te parece?

Vía| Apartment Therapy

También te puede interesar:  El lugar de trabajo