Un curioso mobiliario con sistema hidráulico

¿Has estado en la encrucijada de tener que elegir entre colocar una mesa en el patio para disfrutar de agradables momentos al aire libre, o contar con un espacio libre y abierto para utilizar como más te plazca en cada momento? Pues parece que esa decisión ya no tendrá que ser tomada, pues se han diseñado en los Países Bajos un sistema de mesas hidráulicas que tanto pueden estar montadas como mesas y bancos, así como plegadas al nivel del piso. Se trata del Mobiliario Pop Up, y aunque aún le faltan algunos detalles para hacerlo completamente práctico, no puede negarse que se trata de una idea muy original.

¿Cómo funciona el Pop Up Furniture?

Este original mobiliario de exterior está pensado principalmente para espacios públicos, constituido por tres paneles independientes que, integrados dentro de un sistema hidráulico y mediante el manejo de un sistema de palancas, pueden ser elevados del nivel del piso a la altura que se desee cada uno de ellos, pudiendo formar tanto una gran mesa de tres secciones, como una mesa más pequeña pero con un par de bancos de apoyo.

Una vez que el mobiliario Pop Up dejó de utilizarse, vuelve a activarse el sistema hidráulico desde un panel ubicado cerca del lugar, y la mesa retorna al nivel del suelo, dejando el espacio libre para circulación.

Ventajas y desventajas dela PopUp

Sin dudas se trata de una muy buena idea para aprovechar el espacio al máximo, ya que no se necesita sacrificar una zona de flujo de personas para colocar una mesa fija, sino que se puede disponer de ésta solo cuando se necesite.

También te puede interesar:  Rincón veraniego, cómodo y colorido

Pero teniendo en cuenta que cuando está fuera de uso,la Mesa PopUp conforma parte del piso, y como tal es tratada, la limpieza de este mueble no es una de sus características aseguradas cuando alguien decida pararse a descansar o conversar con un amigo. Aunque teniendo en cuenta que cada uno de sus paneles no son de grandes dimensiones, perfectamente cada persona podría colocar una especie de mantel sobre ellos, o inclusive encontrase disponible en la misma mesa para que cualquier usuario pueda hacer uso de ellos.

Otras de las desventajas que se ha considerado es el peligro que encierra el proceso de plegado de esta mesa, corriéndose el riesgo principalmente de que algún niño o animal resulte lastimado, a la vez que entorpezca el plegado correcto de la Mesa Pop Up.

Pero de todos modos, la idea que tuvieron los diseñadores Rogier Martens y Carmela Bogman es toda una novedad para los habitantes de Utrech y el diseño de muebles de exteriores, reflejando fielmente uno de los principios más importantes del urbanismo, como lo es la administración del espacio.