Podrías pensar a la vista del título que me he vuelto loca, cómo se me ocurre pintar una pared de gris oscuro con lo que empequeñece y quita luz.

Bueno, espera un momento, tienes razón en todo lo que has dicho, pero hay que matizarlo, solo es una pared en gris oscuro, el resto de la habitación va en blanco, para aportar tamaño y luz además de que podemos darle más luz con el truco de bajar los techos creando una línea entorno a la pared de unos veinte o veinticinco centímetros.

En la fotografía véis el efecto de la pared en gris, el blanco del techo se ha bajado a las vigas que rodean el espacio del comedor, nosotros podemos hacerlo igualmente.

El resultado es sumamente acogedor y tranquilo.

Un besito, Mury

También te puede interesar:  Los colores para este otoño invierno según los diseñadores de moda