o estoy a favor de los urinarios. Facilita enormemente la limpieza de los baños cuando en casa tenemos hombres viviendo.

Todos sabemos los problemas que encontramos, en los retretes, después de haber sido usado por algún hombre. Un urinario resuelve estos problemas y tampoco ocupa tanto espacio, ni son antiestéticos.

Pero si te preocupa lo feo que pueda resultar, puedes colocar estos con forma de flor, a mi me parecen una cursilada, pero pueden llegar a quedar curiosos. Lo que si te aseguro, es que no se si a primera vista alguien sabrá  para que sirven las flores. Tampoco se lo que puede opinar un señor al acercarse a semejante sanitario a miccionar, pero si alguno lo ponéis podríais decírmelo.

Son obra del diseñador Clark Sorenson. Aunque la verdad, la calidad se paga y nunca mejor dicho, su precio es de entre $6.500 y $9.500.

Muchos mas modelos en www.clarkmade.com

Mury, un beso

También te puede interesar:  Quadrato: un radiador de diseño para tu cuarto de baño