¿A quién no se le a escurrido el jabón al cogerlo? Diría que a todo el mundo, porque una de la peculiaridades de este producto higiénico es su naturaleza escurridiza. 

La jabonera Magnetic Soap Holder ha encontrado la solución y a través de su elegante soporte de acero inoxidable sujeta el jabón y lo mantiene suspendido en el aire para facilitar su utilización. 

En un extremo del objeto se encuentra la base en la que se incluye un imán. En la pastilla de jabón habrá otro imán de forma que el producto que sostendrá debido a esta atracción. Tus escurridizos problemas se eliminarán por 42 €. 

Vía: Compradicción

  • Rafael

    Hola, esta jabonera la hemos comprado hace unas semanas y es muy práctica. El jabón siempre está seco y a mano, además las visitas se sorprenden por su originalidad.