¿Qué sería de nuestra vida sin relojes? Un desastre, no se si alguna vez lo han probado pero es un suicidio vivir sin ellos, al menos en un día laboral. Es así, nuestra vida está ligada a esas manillas que marcan cada hora y sólo podemos librarnos de ellas esporádicamente, cuando necesitamos hacer un “kit-kat” y olvidarnos de lo mundano para descansar. El resto del tiempo estamos casi obligados a seguirlos y ya que es así, lo mejor es que elijamos los modelos más originales y bonitos para marcar nuestro día a día.

En la web de decoración y diseños Dwanda hemos encontrado una gran variedad de modelos, de todos los colores, formas y estampados. Todos con un precio nunca superior a los 30 €.

Más información: Dwanda