La mayoría de las personas relacionamos irremediablemente “galletas” a “desayuno”. Son mi primer bocado del día junto a un café, y no se si para mí sería contraproducente tener un cojín con forma de galleta en mi sofá ya que a cada instante me estaría recordando lo buenas que están y al final no podría resistir la tentación de ir a la despensa y comer unas cuantas.

Su nombre es Petit Beure Coushion y lamentablemente no he encontrado ninguna referencia más a tiendas o diseñadores, pero prometo esta atenta a todo lo que pueda encontrar. Un diseño así no se nos puede escapar.

Vía: Freshome