La recomendación principal es utilizar una decoración en particular, la cual de acuerdo al espacio, esta haga permitir la posibilidad de llegar a utilizar elementos de dimensiones tanto chicas como grandes.

Un ejemplo claro puede ser en el vestíbulo, en el cual se puede optar por colocar algunos elementos de gran escala, se puede utilizar una obra al oleo compuesta, bases de madera en composición a la misma sala o estancia recibidora del lugar.

Un espejo lo resuelve casi todo en cuestión a iluminación en los lugares donde esta es poca y en realidad se necesita tener mucha. Además de la luminosidad, un buen espejo refleja una parte importante de la decoración.

Se pueden guiar por el simple hecho de crear una rica combinación de materiales muy interesantes y contrastantes unos con los otros: Madera muy rustica por ejemplo, trabajada muy finamente con un metal precioso como la plata.

Elegancia a lo grande

La decoración a gran escala usa elementos que sobrepasan el estándar de medidas.

Por su versatilidad, se aplica sin problema en espacios interiores y también en loa exteriores.

El área donde se llegara a aplicar debe invitar a crear un elemento de gran escala.

Se recomienda en espacios abiertos, de gran altura o simplemente despejados.

Requiere de una buena planeación, para no confundir y saturar el espacio.