Para todos aquellos a los que os encanta el estilo romántico, hoy les traemos algunas ideas que renovarán el look de nuestro hogar… cuando deseemos una tendencia mucho más romántica.

Para lograr este tipo de ambientes debemos hacer hincapié en revestimientos, cierto tipo de textiles, iluminación y algunos complementos acogedores que brindarán tranquilidad y mucho romanticismo.

Uno de los consejos para que nuestras habitaciones se sumen a este bonito estilo es pintar las paredes en blanco o colores pastel como rosa palo o beige. Los papeles pintados también pueden ser una gran idea, lo ideal serán los motivos florales o vegetales.

Los zócalos de las estancias deberán ser anchos y de un material noble como es la madera, si puede ser en color claro mejor. Si te gustan las cosas a organza o lino, este es un buen momento para sacar los bordados… recuerda no poner demasiados ya que no queremos saturar el ambiente.

Los textiles como la tapicería de los sofás, los cojines, las butacas, almohadones y demás pueden ser de telas como el Jacquard, de terciopelo liso o con motivos florales.

Las mantas, si estamos en invierno, deberán estar hechas con algodón, seda, lana o un tejido de alta suavidad y elegancia. Recuerda que una decoración con cierto toque romántico se caracteriza principalmente por la mezcla de objetos más modernos, con otros más antiguos.

El material que principalmente se convierte en protagonista, de este tipo de estilo, es la madera sobre todo la lisa y en colores claros. Esta muestra un aspecto natural aportando elegancia al ambiente. Las líneas suaves y sencillas van a brindar mucha más luminosidad, a parte de que el espacio parecerá mucho mayor.

Recuerda que si tenemos alfombra lo ideal es que sea de lana, los manteles que quieras poner pueden ser de lino o algodón. Algunos de los elementos que no deberán faltar, dentro de un ambiente romántico, son la porcelana, los candelabros, el vidrio y algunas flores.

Cada uno de los elementos es bastante importante, pues aportarán al ambiente sobretodo romanticismo.