clip_image001

La experiencia de los decoradores es testigo de la importancia decisiva de la iluminación en un proyecto de decoración y diseño de interiores.

Y en esta especialidad que son cada vez mayores los niveles de exigencia a la que responde el mercado, en especial en la vertiente de la iluminación doméstica que esta volviéndose cada vez más técnica.

Esta evolución obliga a los decoradores profesionales habituados a diseñar proyectos de decoración, a estar siempre un paso adelante, anticipando el avance del sector.

Una de estas tendencias de la iluminación apunta como camino al refinamiento de las formas, que se diseñan crecientemente más orgánicas y futuristas, en el sentido en que revelan la esencia de los materiales y proyectan ambientes de casi ficción científica.

Uno de los factores que contribuye para este camino es el avance de la tecnología Led/RGB que permite a los creadores apostar en la adecuación de las formas y los colores y en un diseño vanguardista e innovador, de bajo consumo, pero sobre todo de gran versatilidad.

clip_image003

Son también estos atributos vanguardistas que sirven para describir una de las ultimas propuestas de iluminación de la conocida arquitecta iraquí Zaha Hadid, que ha sorprendido varias veces los visitantes del Salón de Iluminación “Euroluce”, en Milán, con una instalación en torno de su modelo de candelero de suspensión VorteXX.

El diseño extravagante de este modelo escultórico, con estatuto de pieza de arte, editado por la alemana Zumtobel ya había ganado el premio de diseño europeo “Light of the future”.

Con esto conquistó el derecho de estar expuesto en el Museo de Guggenheim de Nueva Cork, con la leyenda de “obra prima de la iluminación”.

clip_image005clip_image007

Los visitantes pudieron ver de cerca las lineas sinuosas de la VorteXX y apreciar su mutación de colores entre el azul, rojo y amarillo. Cada escenario crea a su alrededor un efecto tridimensional único.

No será por casualidad que el VorteXX, con edición limitada de 25 unidades, consiguió en Mayo de 2007, en una subasta en Viena, recaudar la fantástica licitación de 139 mil Euros.

El valor monetario alcanzado en esta subasta era algo premonitorio del camino ascendente que la iluminación orgánica ha recorrido en los últimos años, en cuanto a los ámbitos de diseño de interiores, abriendo el espacio para el nacimiento de otras piezas tan sorprendentes como dignas de registro.

Tal es el caso de la “lacrime del pescatore”, el más reciente modelo de iluminación led de Ingo Maurer.

clip_image009 clip_image011

Estos dos ejemplos que elegimos, sirven de referencia a otras marcas, como Vibia o Penta, que apuestan en la edición de modelos seguidores de esta tendencia y que prueban que la iluminación orgánica está definitivamente ganando un espacio sin precedentes.