Muchas personas tenemos el negocio en casa, una pequeña empresa, una oficina, un taller… este es un espacio que podemos decorar de distinta forma a las demás secciones de nuestro hogar. ¿Cómo? En el artículo de hoy te comentamos una opción más a tener en cuenta para empapelar tu zona de trabajo en solo unos pasos y con poco dinero.


Los materiales que necesitaremos para esta actividad, serán los siguientes:

  • Restos de papel pintado que tengas en casa
  • Regla.
  • Metro.
  • Tijeras.
  • Cúter.
  • Rodillo.
  • Cola para empapelar.
  • Pegamento en espray.

Primero tomaremos medida de la pared o zona que deseamos empapelar. Deberemos medir tanto de ancho como de largo. De esta forma sabremos la cantidad de tiras de papel que vamos a utilizar.


Ahora cortaremos una tira de papel con las medidas deseadas, si tenemos una imagen tendremos que tener en cuenta bien las medidas para que esta case.


Ahora extendemos la cola con ayuda del rodilla, la extenderemos bien por la zona de detrás del papel; deberemos distribuir bien la cola.

Ahora pegaremos la tira de  papel comenzando por la parte superior, del mismo y dejando caer el resto con cuidado.

Con un pequeño cepillo podemos ayudar para alisar el papel y que quede bien pegado sin burbujas de aire. Dejaremos secar.

En el caso de tener un pequeño rincón con una biblioteca o librería mediremos perfectamente el ancho y alto de las mismas y estas medidas las llevaremos al papel. Cortamos como está indicado y haremos el mismo procedimiento de pegado pero ahora, en vez de cola, utilizaremos pegamento en spray indicado para maderas.


Debemos tener cuidado con este tipo de pegamento ya que si nos equivocamos, rectificar no será nada fácil. Esta operación la repetiremos para empapelar todo el espacio que deseemos.