Entre más años cumplimos es menor la capacidad que tenemos de sentirnos sorprendidos o impresionados por algo o por alguien. La primera vez, en todo, siempre será la más intensa; descubrir sensaciones, sentimientos, emociones hace parte del inicio de nuestra vida y está asociado en su mayoría con periodos como la infancia y la adolescencia. Durante la juventud seguimos reconociendo el mundo, ya con la visión de un adulto, y hacia la adultez podríamos decir que tenemos una buena percepción general y bastante completa de nosotros mismos y de la relación que tenemos con el mundo. Bueno, la excepción hace la regla y hay casos de casos.

Imagen 12

Es indudable que es cuando somos pequeños que nuestro poder de asombro está en su mejor momento y aunque ahora las cosas que en su momento nos parecieron insólitas nos pueden parecer triviales, no olvidemos que todos nos sorprendimos en mayor o menor medida por lo mismo. Magia parecía que el avión de papel pudiera planear por el aire o que las pompas de jabón tuvieran tantos colores y flotaran; que pintar con los crayones rojos y amarillos mezclándolos nos resultara en el color naranja y que negro se diga black en inglés, cuando suena más a blanco.

No es fácil encontrar algo que nos maraville pero podemos intentar con el sistema modular de iluminación THE REMAKE LIGHT, o la Luz Reinventada, que permite componer y variar la intensidad de la luz según la manera en que dispongamos de las unidades que conforman el set. Gracias a su sistema único de rotación adhesiva los módulos se pueden conectar entre ellos, sin necesidad de cables, vertical y horizontalmente y así variar su posición y forma final. Las bombillas utilizadas son ahorradoras de energía y cada módulo mide 24 cm de alto, 17 de profundo y 17 de ancho. El set REMAKE LIGHT es un juego de construcción simple que hace renacer en sus usuarios el espíritu inventivo de la niñez.

Mayor información en la página Web  www.remake-design.com

  • Sexto

    Buena reflexión me gusta