Que la cocina es el lugar donde se preparan las comidas y nada más, es una idea desfasada. Hoy en día, pasamos mucho tiempo del que estamos en nuestro hogar en ella. Es un sitio donde se puede, desayunar comer o merendar, además de charlar si disponemos de una mesa, que es el centro de la cocina. Dependiendo del número de personas que nos reunamos entorno suyo, dependerá el tamaño y los materiales. Para una mesa pequeña, los materiales idóneos son el cristal, el acero o la madera en color blanco, pues son materiales que dan sensación de amplitud.

Un bonito reloj de pared, también es un detalle que en toda cocina no puede faltar, además de su función decorativa, nos ayudara a controlar el tiempo de cocción de los alimentos. No puede ser muy grande, ya que la mayoría de cocinas le falta espacio.

Las ideas fundamentales para decorar tu cocina deben ser las tuyas propias, pero ten en cuenta que el confort es primordial. Una cocina central nos ayudará a reducir espacio y además servirá para desayunar y comer ahí.

Fuente: estilo y deco