Cuando nuestra casa está completa, cuando tenemos todo lo que necesitamos para vivir confortablemente en ella; los dormitorios están perfectamente amoblados, la cocina equipada, el comedor cuenta con los accesorios para comidas informales y cenas glamurosas, es ese preciso momento en el que la necesidad ha quedado en un segundo plano, cuando podemos dedicarnos a engrandecer nuestro ambiente y nos damos cuenta de que… ¡necesitamos una cómoda!

Ya no debemos preocuparnos por tener donde sentarnos, debemos pensar en qué tan bellas son nuestras sillas; no meditamos si la vajilla está completa sino en si es tan impactante como para incitar a la gula, no nos preguntamos si el salón está bien iluminado, en cambio nos esforzamos por que las lámparas sean sencillas y bellas a la vez. Después de superar la función de nuestro piso empieza la carrera de encontrar arte en la decoración.

comoda para el salon de diseño the_other_comoda para el salon

Es una tarea sin fin, es sabido, pero para empezar ¿qué tal una cómoda en el salón? Dotar este espacio de una pieza única tiene mucho sentido si pensamos en que es por excelencia un lugar de socialización. Una cómoda como THE OTHER, diseñada por ILSE CRAWFORD para STUDIOILSE, elaborada en espejo grabado, con tres profundos compartimentos, de un generoso tamaño y adornada con un fino detalle de pompones de colores, situaría nuestro salón como uno de los más vanguardistas y exclusivos.

Las otras piezas de la colección THE OTHER FURNITURE pueden encontrarse en la página www.studioilse.com. ¡Muy recomendado!