Práctico, hermoso y completamente funcional, este reloj caracterizado por el uso de botones en su realización, es ideal para la decoración de cualquier rincón de nuestro hogar. Si quieres aprender a hacerlo, coge papel y lápiz y sigue leyendo.

Su diseño alegre y de vivos colores brindará a nuestra estancia ese toque de originalidad que andábamos buscando. Los materiales que se utilizaron para su realización son algunos botones de colores… 12 para ser exactos. Luego se incorporó una máquina de reloj, con agujas incluídas. Para la tela buscaremos la que más nos guste y llame la atención. En este caso se ha optado por una tela lisa, de colores claros y elegantes, resaltando las vivas tonalidades de los botones.


La realización del reloj no es muy complicada. En el bastidor hemos montado la tela y cortado el sobrante. Luego  se han cosido los respectivos botones, que simularán los típicos números y por último hemos montado la máquina de reloj y listo… directamente para ubicarlo en cualquiera de nuestras estancias.

Es bastante sencillo integrar este tipo de relojes de pared. La versatilidad de esta actividad, nos permite seleccionar telas divertidas y los patrones que más nos gusten. Podemos modificar la manualidad como deseemos. Esta es solo una sugerencia que espero que les sirva.