Hace unos días tuve una cena con amigos y se me ocurrió poner unas velas sobre la mesa para crear un ambiente agradable y relajado. Pero no contaba con que algunos de mis amigos suelen gesticular más de lo necesario y uno de ellos volteó un vela derramando la cera acumulada sobre la madera de mi hermosa mesa.

Conclusión: se me ocurrió buscar y pasarles algunos consejos rápidos para cuando se les dañe algún mueble. Aquí va lo que he encontrado.

Muebles encerados: Si tenemos algunos rasguños podemos utilizar un reparador de madera que tapa y no se nota . En estos muebles las manchas de alcohol se quitan con una paño de algodón con esencia de trementina para luego volver a encerarlo.

Muebles de madera lacada: Limpiar con un paño húmedo y después con abrillantador para quitar las manchas de los dedos.

Muebles barnizados: Para devolverles el brillo que han perdido, se puede mezclar alcohol, aceite de linaza y limón, y aplicar la mezcla con un trapo suave.

Para manchas de cera de vela, se puede sostener un cubo de hielo sobre la cera para endurecerla. Enseguida se debe absorber el agua y usar una espátula roma plástica para eliminar la cera sin tocar la madera. Luego, raspar suavemente y frotar el área con cera para muebles.

Muebles de mimbre: Limpiarlos con agua salada caliente. Después de limpiarlos se secan con un paño y se les pasa una brocha empapada con esencia de limón.

Sillas de madera natural: Para limpiarlas disolver un poco de detergente para lavar platos y un par de gotas de amoníaco en agua caliente. Limpiarlas con esta mezcla.