Me encantan los loft, los apartamentos de estética industrial compuestos por espacios abiertos, con pocas divisiones, en el que las estancias de la casa se encuentran conectadas en un mismo ambiente o separadas visualmente por algunos elementos como pueden ser biombos, estanterías o paneles japoneses.

En la actualidad está de moda vivir en un loft, y en especial recurren a él las personas jóvenes que se encuentran en las grandes urbes, ya que una de las razones es que al ser construcciones industriales en desuso el precio de alquiler suele ser menor. Otra de las razones de peso es que su estética suele estar asociada a la gente moderna y cool de Nueva York, ya que en los años 50 en esa cuidad jóvenes, estudiantes y artistas reconstruían las fábricas y almacenes abandonadas en lugares muy chic, personalizando los espacios de manera muy creativa.

 

Fuente: weheartit.com
Fuente: weheartit.com

Sin embargo, no hace falta tener un loft para decorar con el estilo industrial, sino que podemos adaptar estancias de nuestra casa reviviendo esa estética, como el dormitorio que podéis ver en la imagen superior.

Una de las cosas que hacen características al estilo industrial es la pared revestida de ladrillos, ya que entre otras cosas, se suele sacar mucho partido a los elementos que están a la vista en las fábricas antiguas. Por ello, podéis incluir una pared o varias de ladrillo, e incluso transformarlas para que tengan la apariencia de estar desgastadas.

Estos ambientes de estilo industrial conviven en perfecto equilibrio y armonía diferentes elementos de diversos materiales, ya sea hierros, madera, ladrillos, chapa; pero si queréis dar a la estancia un toque de glamour, podéis incluir lo que conecta el techo con la pared y los lados de éstas con escayola de detalles elegantes.

Podéis optar por una combinación de texturas, estampados y colores, e incluir por ejemplo una alfombra de pelo o lana, que resalte con cojines de texturas de terciopelo. Además si quieres dar un poco de alegría y vitalidad al dormitorio, incluye una colcha o edredón de motivos florales, de colores vivos, que aunque no es el ejemplo que véis en la imagen, no va nada mal.

Las lámparas de araña que cuelgan del techo dan un toque de glamour y brindan a los espacios de una elegancia absoluta. Agregar este elemento en lofts de estilo industrial es tendencia, ya que hace que los espacios tengan un contraste de elementos decorativos diferentes, haciendo las zonas únicas, llenas de personalidad.

También es importante cuidar de los detalles de las paredes, por lo que agrega espejos y cuadros que te gusten, ya sean de estilo vintage o de unas líneas más modernas o minimalistas. Esto hace que los espacios cobren magia y estén llenos de carácter.

Y tú, ¿te animarías a decorar un dormitorio de estilo industrial con glamour?

  • Francisco Suarez

    En los tiempos viejos solian poner una cruz sobre la cama,si eso se usa, ya veo porque los jugadores de Espana estaban hecho polvo! (esta bonito)