Llevar una vida ordenada es algo primordial en nuestra sociedad para que el desorden no nos provoque estrés o ansiedad, y ya no me refiero sólo a lo material sino también a lo emocional. Una vida ordenada es primordial para una buena salud pero además hacerlo como un estilo de vida, cualquier cosa que sature mentalmente sin duda es mejor dejarlo a un lado.

Mira a tu alrededor ¿ves cosas que te sobren en casa? ¿cosas innecesarias o inservibles y que no necesitas? Si tu respuesta es afirmativa es posible que también tengas desorden en tu vida y la armonía brille por su ausencia. Es que el secreto del orden es desechar (o regalar para que otros lo aprovechen) aquellas cosas que no te servirán.  Para que tu casa tenga un ambiente armónico deberás tener grandes niveles de pulcritud, creatividad y disciplina.

Tienes que saber que para tus invitados la primera impresión es la última impresión, es decir que con lo que vean la primera vez se quedarán, así que quizá sea mejor tenerlo todo bien ordenado, ¿verdad?

armonia1

Por ejemplo en la cocina no te sientes a comer o no te pongas a cocinar hasta que no esté todo bien limpio y si ensucias limpia después para que quede todo de nuevo ordenado y limpio. Otro ejemplo es la zona de trabajo, si quieres crear armonía en esta zona y poder concentrarte tendrás que tener un lugar limpio y sin desorden, sólo de este modo podrás trabajar en tu zona de trabajo con felicidad y armonía.

Si en tu hogar hay cosas por medio o no está todo bien ordenado y limpio el estado de ánimo automáticamente se vuelve negativo, por eso busca soluciones prácticas para tener las cosas ordenadas en tu hogar.

Por ejemplo para que no tengas los cajones llenos de cosas y mal colocados puedes tener pequeñas cajas donde colocar las cosas de esos cajones y repartir así tus objetos y enseres entre un lugar y otro…¡la creatividad te dará más soluciones para tener tu casa en armonía!

Fuente: mydecorative.com