¿Quieres conseguir una decoración diferente y chic para el dormitorio de vuestros pequeños? Podéis apostar por dotar al dormitorio de un poder cromático que culmina con el blanco y negro.

No tienes por qué huir en la decoración del dormitorio de vuestro hijo o hija pequeños de los tonos estridentes. Puedes conseguir un efecto de lluvia de optimismo si sigues un orden y simetría estético. El blanco y el negro si los utilizas en la acertada proporción, pueden ayudarte a conseguir un diseño integral en un dormitorio infantil que aporte diferencia.

Si quieres potenciar un look minimalista y contemporáneo en la decoración del dormitorio de vuestros hijos, acertaréis con esta decoración.

En la imagen inferior vemos un dormitorio infantil con una decoración muy original en blanco y negro.  Añade una dosis extra de dinamismo don un detalle como el pequeño dosel que simula una carpa de un circo. Convierte el dormitorio de vuestros pequeños en un lugar mágico lleno de fantasía e ilusión.

Fuente: decoideas.net
Fuente: decoideas.net

Esta decoración de dormitorio es idónea tanto para vuestros pequeños, como para vuestras pequeñas. Hay que cuidar de los detalles para conseguir un espacio con personalidad, por lo que podéis incluir varios elementos de colores llamativos, para que destaquen y den un toque especial a los espacios.

Fuente: decoideas.net
Fuente: decoideas.net

Es muy importante que mantengáis un equilibrio cromático para que haya la suficiente proporción de luz solar. Los rayos del sol son muy importantes, y sobre todo si hablamos de un dormitorio infantil, para que aporte luminosidad y a su vez jovialidad y vitalidad.

Esta decoración también perfecta para un dormitorio de un bebé. El blanco transmite perfectamente la inocencia y pureza de los pequeños de la casa, que a su vez contrasta con la elegancia y fortaleza que desprende el color negro.

Fuente: apartmenttherapy.com
Fuente: apartmenttherapy.com

 

¿Os animáis a dar un cambio a un dormitorio infantil en blanco y negro?