Hoy os presentamos la colección Portobello, una nueva colección que consta de un pavimento porcelánico que simula piezas de madera elegantes y envejecidas de Kerabén, inspiradas en robles de 300 años, ideal para exteriores.

Es un pavimento cuyo diseño se asemeja a un parquet flotante de madera, pero realmente no es madera real, sino procelana.

¿A quién no le gustaría tener la calidez de un parquet  que parece hecho de madera, pero con la resistencia, durabilidad y limpieza que ofrece la cerámica?

El efecto de la madera en el exterior da al ambiente un toque único y sofisticado, y la nueva colección Portobello de Kerabén te permite que disfrutes de ésta sensación sin necesidad de preocuparte por el mantenimiento y cuidados de un parquet de madera, ya que está hecho de un pavimento porcelánico más resistente que la madera real.

Como podéis ver en la imagen inferior, este pavimento tiene una estética atractiva, debido en gran parte a  sus perfectos acabados y al diseño único y cuidado que reproduce las preciadas maderas pesadas y rústicas.

portobello

Este suelo además de ser muy versátil, combina con todo tipo de muebles y se adapta a todo tipo de decoración de exterior, tanto minimalista, como moderna, clásica, etc. Puedes colocar este pavimento en muchos lugares del exterior, tanto en zonas de piscina como en terrazas.

 El diseño de esta serie está compuesto por 30 recursos gráficos diferentes, de forma que cuando se instala se consigue la visión y calidez de la auténtica madera.

Además, esta serie se puede encontrar en diferentes colores y tonos cromáticos, como el roblelos tonos blancos de la madera decolorada por el sol y el mar,  hasta los tonos grisáceos y cenizas de la  madera envejecida de fresnos y nogales.

Incluso, al ser de porcelana y no de madera original, se facilita su limpieza, un aspecto muy importante que deberíamos de tener en cuenta.

Este parquet proporciona el aspecto cálido de un suelo de madera, pero con más ventajas que éste, tanto por su durabilidad, resistencia, versatilidad y diseño.

Hay que destacar que Portobello, en su versión antislip clase 3, garantiza la seguridad, ya que evita el riesgo de caídas y resbalones, un aspecto muy importante para la zona de los bordes de la piscina.

Y a vosotros, ¿qué os parece este pavimento porcelánico?