Para hacerle un “make up” completo a tu baño de visitas no tienes que gastar mucho dinero, basto con cambiar el papel tapiz y algunos accesorios, como el tapete, las toallas, y artículos decorativos (velas, flores, jarrones o jaboneras). Las reformas son sencillas y no toman mucho tiempo.

Es más fácil que cambies el medio baño que la sala, es como la parte “coqueta” de la casa, ahí te puedes dar el lujo de tener tus adornos de temporada y lucirlos, porque es un lugar que todo mundo usa.

Un punto a favor del papel tapiz, es que aporta una sensación mucho mas cálida que la que se puede lograr con el uso de azulejos o de la pintura tradicional.

De todos modos ya tienes cerámica en los baños completos, donde es necesario para mantenerlos de la humedad, pero en un medio baño lo que quieres es calidez.

¿Tapizada de dudas?

Aquí te presentamos los mitos y realidades de estos tapices.

Mito

Esta pasado de moda, es demasiado vintage.

Su uso es limitado y no a todo le va bien.

No se lleva con lo moderno, no tiene utilidad.

No se pueden colgar cuadros, los satura.

Son difíciles de quitar y toma tiempo hacerlo.

No los puedes instalar sobre tapiz viejo.

Realidad

Vigente, sobre todo en apuestas audaces.

Puedes usar varios patrones en un espacio.

En el minimalismo es usado para dar calidez.

Es excelente obra de fondo para destacar una obra.

Los de alto rendimiento se retiran tirándolos.

Si el anterior es totalmente liso si puedes ponerlo sobre el.

Compartir
Artículo anteriorHalloween. Lindo centro de mesa
Artículo siguienteHalloween. Decora con Esferas de papel
Presentándote un conjunto de datos de información que sobre tus temas preferidos de decoración, casa y jardín.