En el artículo de hoy os mostramos de qué forma realizar unas fantásticas y terroríficas, esferas de papel, con las que decorar nuestras estancias en Halloween. Si deseas hacer estas esferas, como decoración para la noche de brujas., tienes que conseguir:

  • Papel grueso pintado con arañas y monstruos.
  • Cola vinílica
  • Pincel
  • Cordel grueso
  • Regla
  • Cuchillo de filo redondo

Lo primero que hacemos es coger un recipiente de forma redonda, esto lo utilizaremos como molde. Dibuja una veintena de círculos sobre un papel. Ahora dibuja, dentro de cada círculo, un triángulo equilátero, es decir que todos sus lados sean iguales… y dentro de este triángulo dibujamos el monstruo que queramos. Podemos hacer arañas, murciélagos, hombres lobos, vampiros… etc.

Remarca, con ayuda de una regla, los lados del triángulo y marca para poder plegar bien. Pliega todos los círculos. Seguidamente pon cola vinílica en un recipiente y moja el pincel. Encola todos los círculos, solo la parte que queda fuera del triángulo.

Pegamos todos los círculos en grupos de tres, dejamos secar muy bien y encólalos entre sí. Así vamos formando la esfera. Antes de acabar, encolamos todo el conjunto, y realizamos en el extremo de la cuerda varios nudos e introducimos, esta, en el centro de la bola y cerramos.

Ahora coloca las esferas cerca de la ventana o desde un extremo de una estantería o cualquier lugar que querías. Así podremos ver los pequeños monstruitos en la noche de Halloween.