Los materiales más simples, los más cotidianos, en muchas ocasiones pueden convertirse en elementos perfectos para decorar. El ingenio es necesario y a través de la red podemos encontrar tantas ideas, tantos proyectos, tantos ejemplos que nos pueden servir de inspiración….

El post de hoy está dedicado a una de estas ideas ingeniosas y originales que cualquiera puede poner en práctica. Una idea con gran poder decorativo y muy fácil de llevar a cabo, además de económica. Digo económica porque sólo vas a necesitar algunos tubos de papel higiénico.

pared decorada con tubos de papel higiénico

Se trata de decorar la pared con tubos o rollos de papel higiénico. Es muy fácil.
Los materiales que vas a necesitar son los siguientes:

  • Tubos de papel higiénico
  • Tijeras
  • Pegamento
  • Pintura (en caso de que decidas pintarlo de un color que combine con tu decoración).

Estos son los pasos que debes seguir para convertir los tubos de papel higiénico en un bonito elemento decorativo para tu pared.

  • Aplasta los tubos formando una especie de pétalo.
  • Corta los tubos de papel higiénico en 5 partes aprox.
  • Con el pegamento, pega los tubos formando un diseño que te guste. Por su forma de pétalo lo más habitual es formar algún dibujo con motivo floral. Aunque, la imaginación es libre y los gustos también… El diseño queda a tu libre elección.
  • Si lo deseas puedes pintar los tubos con cualquier color que combine con tu decoración.
  • Una vez que el pegamento y la pintura (si has decidido pintarlo) esté seco, tu diseño estará listo para ser colgado de la pared.  Será como poner un vinilo decorativo en relieve…

Si te gusta la idea, ¿a qué esperas? ¡Manos a la obra!

  • Cristina

    Me ha encantado la idea, es el detalle que me faltaba para la decoración de la habitación de mi hija adolescente. Gracias

  • irel bam

    genial y hermoso !