Decorar con jabones, es fácil. Piensa en sus propiedades. Además de limpiar, algunos desprenden un aroma delicioso. Además el color y la forma, tienen mucho que decir a la hora de establecerlo como pequeños detalles de la decoración. Creo que estos detalles, ya no solo los jabones sino muchas otras cosas, enriquecen realmente el estilo de tu hogar.

Decorar con jabones puede convertirse en una idea fantástica, cuando quieres añadir un poco de color y aroma en los baños. Puedes hacerlos de forma casera, es decir, con jabón artesanal. No es muy complicado de hacer, pero como lleva sosa cáustica tienes que tomar las precauciones correspondientes para no dañar tu piel.

jabones
Fuente: soapylovedeb

Existen multitud de jabones. Pequeños, con formas diferentes, olores sensacionales, suavidad distintas y para diferentes usos. En este caso, además de poder limpiar con ellos, también son pequeños detalles que cuentan en una bonita decoración. En el baño, por ejemplo, queda preciosa una cesta llena de pequeños jaboncillos. Pero coloca aquellos que desprendan un agradable aroma.

Además tanto los jabones creados, como los fabricados en casa, son perfectos para regalar a tus seres queridos. Solo tienes que envolverlos de forma vistosa y regar una pequeña cesta, seguro que les encantarán… sobretodo si están hechos por ti misma. Puedes hacer jabones de azufre, jabones con arena para exfoliar la piel, jabones con hierbas aromáticas para dar buen olor, jabón de aloe vera… y muchos más.

En mi caso, mi suegra nos regala jabones hechos por ella, de vez en cuando… aunque yo no los utilizo para decorar, sino no para lavar. Pero es cierto que cuando llega con una bolsa llena de ellos, algunos los coloco en cestas. Mientras los voy utilizando, los que tengo en la reserva decoran el baño.

jabon
Fuente: Ed Schipul

Pero ademas también puedes decorar con jabones de glicerina. Esas pastillas verdes que puedes ver en muchas tiendas, son perfectas para crear pequeñas obras de arte. Si te gusta tallar o quieres aprender, es una gran idea que compres jabones de glicerina. No valen caros y puedes hacerte con varias pastillas, para trabajar la técnica para tallar. Saca la forma que quieras, de esa pastilla de jabón. Luego, te lo aseguro por experiencia, duran muchísimos años estas pequeñas creaciones ¿Qué te parece?