Las alfombras suponen una de las formas más visuales y fáciles de aplicar a la hora de delimitar espacios en un mismo ambiente.

alfombra para separar ambientes

Para que os hagáis una idea, en una mismo espacio o habitación se pueden desarrollar diferentes actividades utilizando como único medio de división de los espacios alfombras.
Seguir esta norma es sin más, una de las soluciones más prácticas, fáciles de aplicar y visuales. Por todo ello, si te enfrentas a la decoración de algún espacio en el que quieres desarrollar diferentes actividades, yo te propongo que te plantees recurrir a esta “norma” de separación de ambientes que siempre resulta efectiva.

Una muestra perfecta de lo que digo es un espacio que hace las veces de salón y de comedor, es muy habitual encontrarlo en cualquier tipo de casa. En este caso se hace necesario delimitar de alguna manera la zona del comedor de la zona del salón en pro de la funcionalidad y también de la estética.

Las alfombras no sólo nos ofrecen grandes ventajas visualmente a la hora de separar ambientes, sino que además constituyen un complemento que aporta calidez a la decoración. Por otro lado se puede convertir también una alternativa sencilla y muy económica que además puedes cambiar en cualquier momento, si te cansas de ella basta con que a quites.

Y a ti, ¿qué te parece?, ¿te gusta la idea de introducir alfombras como elemento de separación de ambientes?.

Por cierto, si tu respuesta es sí pero te asaltan las dudas sobre el mantenimiento de las alfombras, en este post hablamos sobre el tema.