Tengamos en cuenta que los fregaderos son sitios en donde se lleva adelante la mayor parte del trabajo de una cocina, casi el 60 por ciento del tiempo que pasamos en esta estancia estamos frente a un fregadero, ya sea para lavar los alimentos, para prepararlos o para lavar los platos. Todas actividades son muy importantes por eso es fundamental elegir el fregadero apropiado para sacarle el mayor rédito posible.

Es muy importante que aproveches el espacio de manera racional, práctica, ergonómica. En los negocios especializados encontraremos diferentes fregaderos especialmente creados para la cocina. Algunos más estrechos y otros más anchos, gracias a ellos se podrá dividir la cocina de manera diferente.

Diferentes fregaderos
Fuente: La ciudad visible

Muchas personas prefieren colocar su fregadero frente a una ventana y colocar una grifería que sea rebajable, esto es posible gracias a la gran variedad de modelos.

A la cubeta principal se suele agregar una cubeta adicional en la que se pueden colocar algunos accesorios o complementos como tablas para el corte o una cubeta multifuncional que se puede ubicar transversalmente en la cubeta principal. Existen también algunos accesorios deslizables como el escurridos que se coloca y se quita unicamente cuando se usa, ideal para tener la cocina ordenada.

La mayoría de los fregaderos fueron creados para aprovechar el máximo espacio posible, especialmente los modelos más nuevos, como los fregaderos angulares para las esquinas o los fregaderos de dimensione exteriores reducidas.

Otro punto importante que se debe tener en cuenta a la hora de elegir un fregadero es el material con el que se creo, deberá ser tal que se permite una fácil limpieza. Intenta evitar el contacto con materiales como la cal o los limpiadores que sean demasiado abrasivos. Cuando lo vayas a limpiar utiliza esponjas suaves evitando los que pueden generar rayaduras.

En lo que se refiere al montaje se comercializan diferentes modelos: los clásicos modelos empotrables, los que instalación al mismo nivel (donde el borde del fregadero se pasa directamente a la encimera), fregaderos bajo encimera (son los más elegantes, se montan por debajo de la encimera).