Dentro de la decoración de interiores, las plantas suponen la implementación de la naturaleza en nuestras estancias. Si eres un gran amante de las flores y quieres brindar a tu hogar alegría y color, creando ambientes naturales, no te pierdas el artículo de hoy.


Dada la gran variedad de plantas que hay, podemos jugar a combinarlas con otros accesorios y mobiliarios de la habitación. Por ejemplo, si en el salón tenemos textiles en color blanco neutro podemos añadir flores blancas que hagan juego.

Las propiedades naturales de las plantas nos aportan bienestar personal, calidad de vida y nos obsequian, además, con estancias perfumadas y alegres.

En Decoración 2.0 os damos algunos consejos para decorar con plantas, aprovechando todo su potencial.

Algunas de las  “zonas muertas” de nuestro hogar suelen ser los rincones. Los mantenemos desnudos pues nos sabemos en ocasiones, qué ubicar ni como decorarlos. Para esta situación las flores de pie -topiarios- serán la elección ideal.


Igualmente son una buena sugerencia para llamar la atención sobre alguna pieza mobiliaria –mesas, muebles, estanterías- que no destaque, ya sea por su color o la zona donde la hayamos ubicado. En esta ocasión utilizaremos flores de tallos largos y hojas atractivas.


Ideal Flor nos muestra una forma muy original de adornar nuestras flores en casa. El método es muy sencillo y quedará elegante.

El truco es forrar con hojas verdes el jarrón o vaso que contenga a las flores que hemos escogido. De esta forma el vaso se convierte en extensión de la propia planta. Las hojas que recubren el vaso de la imagen son de cala y las flores, estupendos gladiolos. Como veis una propuesta sumamente interesante.


En la próxima publicación os comentamos sobre la belleza del color blanco en las flores y cómo decorar las paredes desnudas con ellas.