Hoy en Decoración 2.0, vamos a darles algunas sugerencias para convertir nuestras estancias, en lugares cómodos y muy cálidos. Si quieres dar un nuevo look a tu hogar, aquí te dejamos algunas pautas a seguir para añadir cierta calidez a las habitaciones.

Para comenzar hemos de seguir tres factores que remodelarán por completo nuestro hogar, los colores, el mobiliario y los textiles.. combinando todo esto podremos conseguir todo tipo de ambientes.

De entre los colores, seleccionaremos los más adecuados para nuestro fin.. para ello discerniremos entre  los más cálidos del abanico.. por ejemplo los tonos cremas, marrones, los marfiles y blancos… además tenemos los rojos, amarillos y naranjas.

Como tonalidades más frías ya hemos dicho otras veces que se encuentran el azul, el color verde o el morado… por ello normalmente nos  alejaríamos de estas tonalidades, si queremos habitaciones cálidas.. 

Como apunte, si quieres ambientes cálidos, lo mejor es no utilizar en exceso el color blanco.. recuerda que con tonalidades frías podremos conseguir habitaciones muy confortables, pero siempre que sepamos combinar con ciertos muebles y textiles en colores cálidos.

Entre el mobiliario deberemos escoger muebles cuyo material corresponda con la decoración que queremos, en este caso la madera viene perfectamente. Los acabados naturales como la haya, el pino, cerezo… dan sensación confortable al espacio, además de resguardar del frío.  Podemos añadir parquet o tarima flotante a nuestros suelos, según el bolsillo que tengamos.

Para acabar, el cambio radical lo acabaremos haciendo con textiles. Por ejemplo si vas a decorar el dormitorio procura renovar la ropa de cama eligiendo colores cálidos y acogedores. Añade algunas alfombras, cortinas, pueden ser de entre tiempo.. bonitos almohadones y cojines.. una estupenda colcha en color cálido. En verano utilizaremos telas finas y suaves, más delicadas para que no nos den calor… por ejemplo la seda, el lino o el algodón.

Ahora con la temporada de primavera, podremos escoger cortinas que dejen pasar la luz.. así daremos un aire mucho más fresco y acogedor… podemos escoger las cortinas en color rosa palo, amarillo suave y añadir algo de contraste con otros colores como el rojo, el naranja.. etc.