A través de Internet podemos encontrar muchas soluciones de bricolaje y manualidades para nuestro hogar con los que ahorrar dinero en la reparación y equipamiento de nuestro hogar. Por ejemplo, podemos aprender a montar nosotros mismo una mampara para la ducha o para la bañera, lo mismo me da que me da lo mismo, ahorrandonos así los portes y la mano de obra.

En el siguiente vídeo podemos ver los pasos a seguir y los materiales que vamos a necesitar, tanto la instalación de la estructuras adaptándola a nuestro espacio y a los centímetros del plato de ducha como a colocar cada una de la puertas y sellar los bordes para evitar el escape del agua.

No os asustéis es muy sencillo y con estos consejos podéis comenzar a ser unos auténticos manitas (que no manazas).

Vía: Videodecoración