Ya hemos visto cuánto pueden lograr en la decoración de ambientes, los más variados colores y que con ellos además de hacer lucir un lugar, podemos dar la sensación ya de espacio que de claridad. Así funcionan los colores y por ello la importancia de aprovechar el colorido de la paleta de colores para pared que siempre son un aliado en la decoración. Y eso que hablamos de los colores sólidos en sus variadas tonalidades.

Ahora nos enfocamos en los estampados, ya sabes porque en otros consejos de decoración que te hemos dado, te hemos contado, los estampados florales son ideales  para espacios grandes, porque si se abusa de ellos en los espacios pequeños se puede ver sobrecargado o verse más pequeño un dormitorio o un salón. Ahora te contamos las ventajas de la decoración con rayas para que aproveches en cambiar tus ambientes con esta moda, aprovechando rayas como complementos de la decoración.

Si piensas en una decoración con rayas para las paredes, debes elegir una pared base para lograrlo, porque este tipo de pintura no es recomendable para todas las paredes. Por ejemplo, si te decides a aplicarlas al salón, elige la pared que es más grande y la que mejor queda frente a los ventanales o sea que tiene más claridad y en ella traslada tu mejor elección de rayas, puedes optar por elegantes contrastes como negro con blanco o decantarte por tonos pastel del mismo color con tonalidades intensas del mismo, perfectos colores se verán.

Y si no te decides por las rayas para decorar interiores con rayas, pues igual puedes aprovechar los elementos como los complementos decorativos, ya sabes alfombras, lámparas, cuadros y otros que pueden transmitir la belleza de las rayas pero que no cambian excesivamente el “panorama”. Una alfombra a rayas larga sobre todo el piso del salón lo hace ver más largo, perfecta elección si es un ambiente pequeño, y una redonda concentra la atención en una determinada zona. Aprovecha estos consejos que te dejamos en estas imágenes.