La importancia del correcto mantenimiento de una vela de sombra

Con el calorcito del verano, apetece mucho más disfrutar de las zonas al aire libre que tengamos en casa, pero para poder hacerlo, es importante contar con zonas de sombra donde protegerse del sol. Entre las opciones que nos podemos encontrar, tanto para jardines como para patios, la instalación de velas de sombra se han convertido en una de las mejores alternativas gracias a los buenos resultados que ofrecen, además de aportar un diseño exterior muy elegante y llamativo. Ahora bien, ¿qué son exactamente las velas de sombra, cuáles son sus beneficios y cómo se mantienen?

¿Qué son las Velas de Sombra?

Las velas de sombra, también conocidas como toldos vela o velas tensadas, son estructuras de lona, generalmente hechas de poliéster o un compuesto de polietileno de alta densidad, que se suspenden en el aire para proporcionar sombra en una zona exterior. Se atan a postes o a estructuras existentes, como el lado de una casa o un árbol grande, y se estiran para crear una superficie tensa que bloquea los rayos solares.

Las velas de sombra se inspiran en las velas de los barcos y, al igual que estas, están diseñadas para resistir el viento y las inclemencias del tiempo. Pueden ser de varias formas y tamaños, desde triangulares y rectangulares hasta formas personalizadas para adaptarse a espacios específicos.

Beneficios de las Velas de Sombra

Las velas de sombra ofrecen varios beneficios, tanto prácticos como estéticos.

  1. Protección solar: Las velas de sombra proporcionan una barrera eficaz contra los rayos UV, protegiendo a las personas y a los muebles de exterior del daño solar. Esto las hace ideales para zonas de ocio al aire libre, como patios, zonas de piscina y parques infantiles.
  2. Ventilación: A diferencia de los parasoles tradicionales o los porches cerrados, las velas de sombra permiten que el aire circule libremente, creando un ambiente fresco y cómodo debajo.
  3. Flexibilidad: Las velas de sombra pueden ser instaladas de manera temporal o permanente y se pueden mover y reconfigurar fácilmente para adaptarse a diferentes necesidades y ocasiones.
  4. Estética: Con su diseño moderno y elegante, las velas de sombra pueden realzar la apariencia de cualquier espacio exterior, añadiendo un toque de sofisticación y estilo.
También te puede interesar:
Una forma distinta de llamar a la puerta

Mantenimiento de las Velas de Sombra

Como cualquier elemento de diseño exterior, las velas de sombra requieren un cierto grado de mantenimiento para mantener su apariencia y funcionalidad. Aquí hay algunos consejos para mantener tus velas de sombra en las mejores condiciones:

  1. Limpieza: Para evitar la acumulación de polvo y suciedad, se recomienda limpiar las velas de sombra regularmente. Normalmente, se pueden limpiar con una manguera de jardín y un cepillo suave. Sin embargo, es importante seguir las instrucciones del fabricante para no dañar el material. En el caso de que existan manchas difíciles que no se quiten con el agua, se puede utilizar un jabón neutro. Lo que nunca debemos hacer es utilizar detergentes ni productos disolventes que pongan en riesgo a la vela.
  2. Inspección: Debe realizarse una inspección regular de las velas de sombra y de los puntos de anclaje para detectar signos de desgaste o daño. Si se detecta algún problema, se debe solucionar de inmediato para evitar que se agrave. En el caso de no poder darle solución tú mismo, lo más recomendable es contratar los servicios de una empresa especializada.
  3. Almacenamiento: Aunque la vela de sombra utiliza un material que soporta todo tipo de condiciones climáticas, siempre es bueno darle descanso, y para ello, la mejor época del año son durante los meses de otoño e invierno. Si se opta por esta opción, las velas deben ser desmontadas, dejándolas secar a la sombra, antes de ser almacenadas en un lugar seco. Si se guarda húmeda, puede dar lugar a la aparición de moho y que el tejido se dañe.

Por todo lo que hemos comentado, contar con una vela de sombra en nuestro patio o jardín puede ser una solución muy versátil y elegante para la protección solar en espacios exteriores. Una estructura que proporcionará una barrera muy efectiva contra los rayos del sol, permitiendo la circulación del aire, y ofreciendo una gran flexibilidad y atractivo estético. Si además se lleva a cabo un mantenimiento adecuado, pueden seguir siendo un elemento valioso en tu jardín o patio durante muchos años.

Últimos artículos

Scroll al inicio