Las estanterías, algo básico en tu hogar

Lo confieso, soy de las que si de mi dependiera, mi casa sería una biblioteca. Es más, hace algunos años mi madre me regaló un libro en navidades, cuando llegó la noche de reyes me preguntó que qué quería y mi respuesta fue que quería la segunda parte del libro que me había regalado. Su cara fue épica al descubrir que me había leído un libro enorme en pocos días. Su siguiente regalo fue un eBook.

Por este tipo de cosas, creo que una librería es algo muy importante en una casa, por tanto no debe descuidarse ni elegirse a la ligera. Hoy te traigo algunas ideas para que puedas aplicarlas en tu casa.

Este primer ejemplo se trata de un cuarto de estar bastante amplio que permite a cada estantería tener un espacio bastante grande y un toque único. Podemos ver como abundan los libros pero tampoco falta el reproductor de música y los correspondientes cds al igual que los objetos decorativos como las fotos.

26

Este ejemplo también tiene como protagonista una pared muy amplia, aunque en este caso la estantería está empotrada y cuenta con bastantes más libros que la anterior. Incluso tiene un armario en el medio de ambas estanterías. Es genial para las personas que poseen cientos de libros de diferentes tamaños.

30

Esta estantería está habilitada para un espacio de trabajo. Demuestra orden y permite que cada libro tenga su propio espacio. Lo malo es que este espacio dispone de muy poco capacidad de almacenaje, por lo que solo caben los libros imprescindibles.

116

Realmente creo que a la hora de elegir una estantería debes basarte en tus gustos personales y en tus necesidades. De nada te sirve tener una estantería muy pequeña si no tienes nada que poner o al revés, una estantería enorme que no satisfaga tu necesidad de almacenamiento, ¿no crees?