Buenos días amigos, en los dos próximos artículos de hoy hablaremos sobre algunas cosillas que nunca debemos hacer a la hora de decorar nuestros baños. Si quieres cambiar el look a tus baños, hoy te recordamos algunas de las cosas que no son convenientes realizar.

Recuerda que esta estancia es una de las más transitadas del hogar, a parte de la cocina.. por ello las decoraciones deberán ser relajantes, atractivas, siempre con diseños prácticos y funcionales.

Uno de los fallos muy comunes es decorar el baño con pocos lugares de almacenamiento, esto es algo muy común y que con el paso del tiempo nos damos cuenta que nos falta espacio para organizar.

Buscar siempre lugares estratégicos para planificar donde guardar y obtener más espacios será lo ideal. Muebles de alamcenaje, cestas, gabinetes altos, estanterías, baldas.. aprovecha los rincones de tu baño..  

Otro error muy común es colocar el inodoro tras la puerta.. esto es muy incómodo.. recuerda que será mucho más practico colocar el lavabo junto a la puerta y el inodoro frente a ella o un lado.

Piensa siempre en el espacio que tenemos en el baño y ubica mobiliario de acuerdo al mismo.. existe un error muy común que es plantar bañeras demasiado grandes para el espacio. Esto es un sueño, pero piensa que a veces es mejor reducir este sueño para tener un baño realmente práctico y de gran atractivo.

Si no tienes idea de decoración siempre es bueno recurrir a un profesional, pero si el dinero no da para estos gastos.. procura informarte en condiciones pues de lo contrario realizar o remodelar el baño puede llevar al caos y obtener un diseño desastroso.

Por último, en el artículo de hoy , nos preocupamos por la iluminación. Recuerda que es muy importante ésta y en muchas ocasiones limitamos la iluminación colocando tan solo una lámpara.. que en ocasiones es demasiado poco para el resto de la estancia.. no hagas lugares lúgubres.

Utilizar diferentes punto de iluminación y una luz general será la solución perfecta. Por ejemplo ubica pequeños focos en el lavabo y espejo, siempre con bombillas de bajo consumo. Además ubica una luz general que ilumine toda la estancia, sin puntos muy oscuros.