Buenos días amigos, hoy les dejo con este fantástico rosco hecho a partir de todo tipo de tela.

Perfecto para decoraciones diferentes o bien temáticas, este adorno está hecho a partir de retales de tela, los cuales puedes obtenerlos de camisetas antiguas, sábanas que no utilices, restos de pantalón.. y mucho más.

Tela siempre podemos conseguir, a no ser que quieras alguna en especial.. por lo que tendrás que comprarla.

corona

Después escoge una percha, de las que son más finas y se pueden moldear. Eso sí, han de ser de alambre, pues las de plástico se romperían..

Abre la pecha, con ayuda de unos alicates y unos guantes, lo podrás hacer sin problema.

Desenrosca la percha, la parte superior y abre el alambre. Ahora solo tienes que darle un aspecto redondeado, pues las coronas o roscos se suelen ver así.. pero esto no significa que no puedas crear otras formas divertidas!

Una vez lo tengas, solo has de hacer girones la tela.. pienso que no es necesario que sean todas las tiras de tela de igual tamaño y forma, pues si deseas crear un diseño dinámico es una buena forma hacerlo desigual.

Si prefieres que sea más armónica, pues simplemente recorta todas las tiras del mismo tamaño. La finalidad es hacerles un nudo.. así que procura que sean lo larga que necesites.

Con los colores pasa igual, dependiendo del tipo de decoración que quieras.. puedes hacerla de uno, dos o muchos colores diferentes.

Cuando tengas muchas tiras de tejido, solo has de anudarlos. Puedes hacerle un par de nudos para asegurarla mejor y procura que estén bien apretados.

Así vamos atando todas las tiras de tela, contorneando el alambre y la forma que le hayas dado.

Una vez que lo hayas hecho, puedes colgarla con ayuda de un gancho u otro trozo de alambre.

Foto: abeautifulmess