Amigos, en otros artículos atrás hemos comentado que el color verde es uno de los que más se lleva esta temporada, ya que el nuevo año aboga por colores de la naturaleza.

El verde esta dentro de la nueva tendencia, es un color hermoso cuya correcta combinación nos ofrecerá espacios verdaderamente hermosos… pero si no sabemos hacer gestión del mismo pueden crear un auténtico caos en nuestras estancias.

En la actualidad tenemos muchas tonalidades diferentes del color verde, por ejemplo el verde pistacho, el oliva, verde esperanza, el verde manzana, aguacate…. todos estos son tonalidades que en su correcta aplicación añadirá a la decoración alegría y personalidad.

Para que nuestras estancias esten llenas de vida y dar un poquito de personalidad a las mismas, deberemos aprender a combinar el color verde y sus diferentes tonalidades.

Por ejemplo, si el verde escogido tira más al amarillo, este va a ser mucho más sencillo de combinar… además añadirá luminosidad al espacio. Si, de lo contrario, el verde escogido se inclina más hacia el azul puede ser un poco más complicado de combinar, quedando habitaciones quizás más frías.

Según el efecto o el ambiente que deseamos conseguir, nos inclinaremos más hacia un lado o el otro. Una bonita combinación es el verde oliva con marrón o un morado. De esto saldrá combinaciones realmente elegantes.

El color pistacho con amarillo o naranja nos brindará combinaciones alegres y frescas… en cambio el color manzana con un bonito color rojo avivará nuestros ambientes. El color verde aguacate puede ir fenomenal con el color chocolate o con un bonito color gris.

Como ves las combinaciones con el color verde tienen bastante versatilidad. Piensa que el verde puede ser ideal tanto para un dormitorio, como el salón, el baño, la habitación de los niños, la cocina… solo tenemos que saber aplicar el tono correcto.

Recuerda que también podemos jugar con los complementos, los textiles, artículos decorativos que inviten a la frescura, al contraste y a disfrutar de la decoración.