Las Navidades nos han dicho adiós. Estos días tan especiales de fiesta han llegado a su fin con la noche mágica como broche: la visita a casa de sus majestades los Reyes Magos. Ahora toca volver a la normalidad y eso incluye guardar los adornos navideños hasta el año que viene. Hay que pensar muy bien cómo hacerlo para que esta mercancía tan especial permanezca en perfecto estado. Incluso es el momento ideal para plantearse reciclar y donar algún que otro objeto. Te cuento cómo lo haría yo.

guardar los adornos navideños
Fuente: Think Donna

Guardar los adornos navideños no es una tarea complicada. Ahora bien, requiere ser cuidadosos a la hora de almacenar los objetos. Y conviene llevar a la práctica ciertos consejos de mantenimiento. El lugar de casa que hayamos pensado para guardarlos también es importante. Éste condicionará la manera más práctica y eficaz de guardarlos. El trastero es un espacio perfecto porque seguro que incluso hay un rincón reservado para la decoración navideña, aunque esté al límite de su capacidad. Pero ¿qué pasa si no contamos con él? Habrá que hacer un hueco en armarios y otras zonas del hogar, como la terraza, sin que resten demasiado espacio para el resto.

Guardar los adornos navideños: cajas de embalaje de madera o plástico

Fuente: Ikea

¿Preparados para empezar a guardar los adornos navideños? Unas buenas cajas de embalaje serán nuestras mejores aliadas para almacenar pequeños objetos que han lucido en el árbol de Navidad. Es decir: bolas, figuras de madera, estrellas, muñequitos de tela, etc. Podemos elegirlas de cartón duro, o de plástico, también muy resistente. La clave es que tengan tapa para que queden cerradas por completo y no entre polvo en su interior. Lo normal es que estas piezas posean tamaños distintos. En ese caso lo mejor será utilizar cajas con diferentes medidas, pues de esa manera aprovecharemos al máximo su capacidad. Un último apunte: para preservarlas de la humedad es muy recomendable intercalar bolsitas de sílice.

Cajas apiladas o dispuestas en hilera, este tipo de embalaje es todo lo que necesitamos para guardar los adornos navideños. En ese trastero tan cotizado, en un rincón del sótano o en los altillos de los armarios. Solo quedará identificarlas de alguna manera que nos permita recordar qué hay en su interior cuando volvamos a necesitarlas el año que viene. A mi me encantan los adhesivos de pizarra. El motivo es que además de prácticos decoran. Se pegan genial sobre cualquier superficie limpia y seca y puedes dibujar o escribir con una tiza de las de toda la vida. Son un descubrimiento.

También te puede interesar:  Pasemos a la práctica

Tarde para recoger el árbol de Navidad

Fuente: FnaSafety

Lo sé. Hace unos días te proponía ideas divertidas para celebrar una merienda de Navidad con los niños. Y en este post te cuento cómo recoger el árbol. Yo lo haría una tarde de ocio, con buena música de fondo. Un par de horas es suficiente para emprender esta tarea obligada que nos pone un tanto tristes. Guardar los adornos navideños. ¿Árbol natural o artificial? Empiezo por estos últimos. Una vez retirados todos sus adornos de las ramas, vendrá bien limpiarlas con un paño húmedo antes de empezar a doblarlas. O sacudirlas suavemente, para que se desprenda la purpurina, restos de espumillón, etc. Cómo plegarlas también es importante para que no se deformen, ni pierdan demasiados pelos. Siempre debe hacerse en el sentido que indiquen sus soportes, que por lo general es hacia arriba.

A la hora de recoger el árbol, si tenemos la caja original estupendo. Así encajará a la perfección y nos aseguraremos de que no se deformará. Pero hay otras alternativas, como las bolsas con cierre, especialmente si el árbol se desmonta por partes. Podremos reservar una bolsa para cada cuerpo. ¡Se nos ha olvidado guardar las guirnaldas! No pasa nada. También podemos almacenarlas en estas bolsas de plástico, estirándolas al máximo para que no se estropeen. ¿Has visto que fácil es guardar los adornos navideños?

Replantar la conífera en el jardín

Fuente: Garden Bourguignon

Ahora le toca el turno al árbol natural que ha presidido el salón estas fiestas. Lo ideal sería replantarlo en la terraza o jardín. Si es que tenemos estos espacios exteriores en casa. Sobre todo si se trata de una conífera, como por ejemplo un abeto. Y si no es el caso, una opción a valorar es regalárselo a un amigo que sí cuente con tales zonas al aire libre. Así será fácil recuperar el ejemplar el año que viene, algo más alto porque habrá crecido. Otra solución muy recomendable es la donación del árbol para su replantación en bosques, o para darle otra vida útil.

También te puede interesar:  5 Ideas para decorar una maceta ¡Una pizca de imaginación!

Las figuras del Belén, sin un solo golpe

Fuente: YMI

Es muy probable que el tradicional Belén también haya ocupado un lugar privilegiado en nuestra decoración navideña. Sus tallas también deben ser cuidadosamente guardadas, pues se trata de una mercancía delicada. Varios consejos muy útiles: envolver cada figura por separado antes de introducirlas en las cajas que hayamos preparado, con papel de periódico o plástico de burbujas. Por cierto, las de zapatos son súper prácticas y si usamos cajas grandes y pequeñas será posible almacenar por tamaños y formas. Importantísimo a la hora de guardarlas: no olvidemos dejar las más frágiles sin peso encima o a los lados. Evitaremos sorpresas desagradables.

Cuidar muy bien las velas y la iluminación

Fuente: Gacahome

En nuestro plan de guardar los adornos navideños también podemos incluir esas velas que tanto encanto han sumado a la decoración de casa. Y por supuesto la iluminación. Desde las guirnaldas con luces LED que han brillado en las ventanas, a las que hemos puesto en el árbol para iluminarlo. Unos sencillos consejos bastan para asegurarnos de que estarán perfectas el año que viene. Las ristras de luces quedan bien enrolladas en tubos de cartón. O bien alrededor de botellas de plástico. Así será más fácil guardarlas estiradas. Para las velas, mi recomendación es dejarlas tumbadas. Y como seguro que no queremos que pierdan su color maravilloso, funciona muy bien buscar para ellas un lugar oscuro y poco cálido.

Reciclar objetos para cumples y otras fiestas

Fuente: Ikea

Y aquí va mi última propuesta. ¿Qué tal reciclar los adornos más simpáticos para otro tipo de decoración en casa? Muchos de ellos son tan bonitos que darían mucho juego usados de otra manera y en otro contexto. Como las fiestas para los cumples de los niños. Sin ir más lejos, las bolas del árbol pueden quedar de maravilla para hacer originales guirnaldas. Incluso los moldes de dulces navideños son muy vistosos usados en móviles de lo más originales. Espero haberte ayudado en tu tarea de guardar los adornos navideños. Ahora te toca a ti.

Compartir