No todos los suelos son iguales, por ello hoy queremos dejarles algunos consejos para dejar nuestros suelos impecables sin que estos sufran deterioro. Estos consejos serán sobre para suelos de mármol, de gres o de barro cocido.

Por ejemplo, para limpiar el gres porcelánico, es muy recomendable utilizar la menor agua posible. Recuerda que este material es muy resistente pero su acabado poroso puede hacer que absorba manchas de líquidos. Por ello se recomienda pasar una mopa seca a diario, así eliminaremos las huellas y el polvo. Por lo demás si es necesario fregar, hazlo con una bayeta y limpiador para el suelo.

Las juntas de las baldosas son bastante complicadas de para que permanezcan siempre limpias. Por ello con el paso del tiempo ese blanco se transforma en un color oscuro. Para retirar esta suciedad acumulada podemos aplicar una mezcla de tres partes de agua con una de potasa.

Frotamos bien las juntas con un cepillo y aclaramos con abundante agua. Recuerda siempre realizar una pequeña prueba en una zona pequeña, así veremos si le vienen bien a nuestro suelo. Una vez seco, retira el sobrante con un trapo limpio.

Para mantener el barro lo ideal es fregar con una mezcla de agua templada y jabón neutro. Estos suelos son muy porosos y si ha perdido brillo siempre podemos añadir un chorrito de cera líquida en el agua para fregar. Aplica de vez en cuando, por lo menos una vez al año, aceite de linaza así ayudará a formar una película protectora de manchas.

Por último el mármol se limpia utilizando una esponja con agua templada y unas gotas de lejía, así frotamos bien y aclaramos. Luego secamos muy bien. Para protegerlo mejor podemos esparcir polvos de talco y luego quitarlos con un paño seco.

Recuerda que en el mercado encontraremos algunos productos, como ceras específicas, para mitigar la aparición de manchas en el mármol.  En zonas como la cocina se acumula bastante grasa, así que será mejor que en estos sectores empleemos un trozo de papel secante impregnado de acetona. Con esto cubrimos el mármol con un plástico durante una hora… así nos aseguramos de absorber toda la grasa.