Si buscas una alfombra original, si tienes tela de sobra y ganas de aprender o si estas aburrido en casa puedes aprender a realizar esta hermosa y práctica alfombra casera. Con acabados muy buenos resaltará allá donde la ubiques.


Los materiales que necesitamos son muchos retazos de la tela que más te guste, un gancho y una tela base tipo arpillera o yute -con agujeros- de esta forma iremos pasando la tela, simplemente haciendo nudos.


Animado? Lo primero que vamos a hacer es pensar en las dimensiones que tendrá nuestra alfombra, si te hace falta recorta la tela de arpillera o pide que te lo hagan a medida. Lo siguiente es cortar pequeñas tiras de la tela que más te guste. Recuerda recortar trozos de la misma medida pues de esta forma no se crearán escalones en la alfombra.


Una vez lista, con ayuda de un gancho que podemos adquirir en tiendas de manualidades, nos ayudaremos a introducir cada retazo por los agujeros. Por cada retazo introducido deberemos hacer un nudo para que no se escape. Iremos rellenando de tela hasta completar la base entera.


Acabada supervisamos los retazos, si vemos sobresalir mucho algunos podemos recortar el sobrante con ayuda de unas tijeras. Después buscaremos un lindo rincón donde ubicar nuestra alfombra de tela.