Decora tu balcón con encanto y disfruta de un pequeño oasis en la ciudad

-

- patrocinador -

balcón con encanto
Fuente: Pixabay

¿Tienes un balcón con encanto o una terraza bien cuidada? ¡Pues tienes un tesoro! Y más ahora, que estamos tanto tiempo dentro de nuestras casas debido al coronavirus. Es el momento de sacar partido (más que nunca) a nuestro pequeño oasis y ponerlo de punta en blanco para disfrutar de la primavera.

Decorar un balcón con encanto es muy fácil, divertido y ejercita la imaginación. Además, hay infinitos recursos a tu alcance para que un espacio -aunque sea de muy reducidas dimensiones- se convierta en la mejor estancia de la casa, en tu salón al aire libre. Con los días más largos y luminosos resulta todo un placer salir a ellos para sentir el contacto con el aire puro (ahora, incluso en las ciudades), con los rayos del sol, con la calle… El confinamiento no solo se hace así mucho más llevadero, también tiene importantes beneficios para la salud física y mental.

Un balcón con encanto… ¡y levanta el ánimo!

- patrocinador -

balcón con encanto, balcón
Fuente: Pixabay

La psicóloga Pilar Conde lo explica muy bien en un artículo publicado en el diario Noticias de Navarra: «las actividades que están realizando muchos ciudadanos en los balcones, como el deporte, los aplausos, las canciones, son muy importantes para mantener alejada la ansiedad que produce el confinamiento, para subir la moral de la población y fomentar la solidaridad y la empatía en estos duros momentos. El ocio es una antidepresivo natural, lo que contribuye a la estabilidad emocional.» De estas palabras se deduce que no hay mejor remedio para levantar el ánimo y sentirnos más libres que disfrutar de la terraza o balcón. ¡No te prives! 

Así aprovechas al cien por cien tu balcón con encanto

balcón con encanto, muebles para balcones
Fuente: Maisons du Monde

 
Recuerda: no es importante el tamaño que tenga tu terraza, sino el buen uso que hagas del espacio. Para conseguir un balcón con encanto, lo primero es rentabilizar bien la superficie. Unos consejos básicos de interiorismo te serán de gran ayuda. Se pueden resumir en cuatro.

Amuebla poco y bien. Usa diseños plegables, como mesas y sillas de tijera; apilables, o con varios usos, como los bancos-arcones. De materiales ligeros pero resistentes: las maderas tropicales de Ipe o de teca aguantan perfectamente en exteriores. También las fibras naturales, como el ratán o mimbre. En cuanto a los muebles de aluminio, no pesan ni se deterioran, y el plástico es duradero, liviano y se lava sin problema.

¡Deja qué corra el aire! Dispón mesitas y sillas arrimados a la pared o a un rincón para que quede un pasillo fluido y cómodo. Las sombrillas con base de media luna ocupan la mitad que las circulares, y menos aún las que van ancladas a la barandilla. En cuanto a las estanterías esquineras, rentabilizan el ángulo entre paredes y son un buen invento para colocar tiestos.

balcón con encanto, pared con plantas
Fuente: Pixabay

Saca máximo partido a las paredes. Puedes utilizar todo el paño, del suelo al techo, para poner ganchos donde colgar las sillas cuando no las utilices. O para instalar jardines verticales o estanterías de madera con poco fondo. También los antepechos y las barandillas resultan un estupendo soporte de jardineras, mini-mesitas o tendederos para ropa.

Sombra y fresco, prepáralo para el verano

sombrillas
Fuente: Manomano

Cuando el calor aprieta, es importante combatirlo con buenas armas, para que tu balcón con encanto no se convierta en el desierto del Sáhara. ¿Cuáles son estas? El color, los sistemas de protección, las plantas, el agua….

Empecemos por el color, capaz de transformar cualquier espacio y manipular las sensaciones. Verdes, azules y tonos madera son una gran elección para exterior. Vinculados a la naturaleza, estos colores resultan tranquilos y refescantes. Un menta suave o un azul lavanda combinan de maravilla con muebles de madera, por ejemplo, y esta es sola una de las muchas propuestas posibles.

No olvides, por supuesto, buenos sistemas para crear zonas con sombra. Una sombrilla -las hay sin pie, para fijar directamente en la barandilla, que ocupan menos- o un toldo. Para pequeños espacios, los modelos de toldo de telón son muy indicados, porque tienen brazos abatibles fijados al pasamanos, y así se pueden poner en posición vertical.

Fuente: pinterest

Por último, no renuncies a tu rincón verde. Existen un montón de soluciones para tener un mini-jardín lleno de vida con maceteros colgando del techo mediante soportes de cuerda o macramé y macetas con enganches para poner en los antepechos de las terrazas. Dispón una barrera fresca con plantas de flor en tu barandilla, o ejemplares verdes o tapizantes como la hiedra trepadora cubriendo una de las paredes. También hay muchas otras fórmulas decorativas para colocar las plantas.

Y si quieres escuchar el sonido del agua como fondo, coloca una mini-fuente enchufada a la red eléctrica. Las hay muy pequeñas, pero su efecto benéfico ¡es enorme! Recrearás en tu balcón con encanto el microclima húmedo de un bosque. ¡Qué relax!

Telas y suelos, o cómo vestir de lujo tu balcón

balcón con encanto, balcón, textiles, suelos balcón
Fuente: Maisons du Monde

Un balcón (a secas) puede transformarse en un balcón con encanto gracias a complementos tan decorativos como eficaces. Los textiles es uno de ellos. Cojines, mantas, plaids… colocados en el suelo, como si se tratara de un chillout hippie, o sobre sillas y butacas, animan el rincón más anodino. Ponen color, estampados, luz… Mucho mejor, si eliges telas tratadas para aguantar la humedad y los rayos UV. Incluye en este atrezo unos visillos vaporosos para filtrar la luz y proteger de miradas indiscretas. Y si no tienes toldo, puedes colgar con cables tensores una tela, como la vela de un barco.

Los pavimentos también son una buena solución para redecorar un balcón con encanto. Actualmente hay suelos de resina o composite que resultan una buena alternativa para exterior, ya que además de resistentes y duraderos son muy bonitos. Imitan a los madera auténtica tanto en su color y forma como en su tacto. Además, se instalan sin obra, muy fácilmente, sobre el suelo antiguo, como las piezas de un puzle, si se presenta en losetas, o como las tarimas, si viene en formato de tablas. El mantenimiento es con agua y jabón. Así de sencillo.

suelos de balcón
Fuente: Leroy Merlin

Como ves en este artículo, que tu espacio al exterior se convierta en un oasis de paz solo depende de ti.  Pon manos a la obra para que tu balcón con encanto sea el mejor lugar de tu casa.

- patrocinador -
Monica Corredera
Monica Correderahttps://decoracion2.com/
Periodista especializada en decoración. Interesada por todo lo que tiene que ver con el interiorismo y el mundo deco.