En el artículo de hoy hablaremos sobre cómo limpiar metales como el aluminio, la plata, el acero. Tenemos que tener en cuenta que estos metales se encuentran muy presente en nuestros hogares. En la decoración podemos verlos en la cocina, en el baño, en el salón y prácticamente en todo tipo de estancias.

Se encuentran en el mobiliario, en complementos y objetos decorativos.. y estos, como casi todo, también se ensucian. Por este motivo os proponemos tres artículos, a modo de consejos, para obtener la máxima limpieza en todos nuestros metales.

Hoy hablaremos, particularmente, sobre el aluminio. Este metal lo encontraremos en elementos tales como persianas, marcos, ventanas, en cafeteras y mil artículos más.

Si quieres saber cómo se limpia el aluminio te comentamos es el más sencillo de eliminar su suciedad. Recuerda siempre andar con cautela cuando vayas a hacerlo pues este metal se raya con suma facilidad.

Lo primero que haremos será retirar el polvo y luego pasar un paño que no deje pelusa, con un poco de limpiador jabonoso. También podemos utilizar una esponja o algo similar.  Con el paño húmedo retiraremos el exceso de suciedad. 

Recuerda que es importante tener claro que nunca debemos utilizar como similares estropajos muy fuertes o ciertos productos químicos, esto harán que se estropee. 

Con el paso del tiempo habremos comprobado que el brillo del aluminio se pierde.. os recordamos desde aquí que existe un gran abanico de productos en el mercado específicos para ello.. aunque también comentamos que no siempre funcionan bien.

Si no te funcionan bien o al cien por cien siempre podemos realizar una recuperación del brillo, casera. Por ejemplo podemos aceite de oliva, alcohol o jabón y ceniza.. con esta mezcla limpiaremos con ayuda de un paño el aluminio. Luego enjuagamos bien y listo.. esto nos ayudará a recuperar un poco el brillo. Si el metal se encuentra en muy malas condiciones no se podrá recuperar del todo.

El aluminio es fácil de limpiar, pero es cierto que se estropea con facilidad.. por ello deberemos cuidar bien los artículos que tengamos en este metal.

En el próximo artículo hablaremos sobre cómo limpiar el acero.