Los que vivimos en ambientes reducidos o monoambientes nos hemos encontrado varias veces pensando cómo redistribuir los muebles de manera diferente o cómo crear o delimitar espacios dentro de un mismo ambiente. ¿A que sí? Bueno, una solución muy cómoda es utilizar divisores de ambientes. Por ejemplo, en un minipiso podemos crear un dormitorio, un salón y un lugar de trabajo, utilizando un divisor adecuado. Tenemos que tener en cuenta la decoración general para ver qué producto se adapta mejor a nuestro ambiente.

He visto ideas muy creativas y bonitas, ya que un divisor puede ser simplemente una cortina de tela, una cortina plástica, un biombo, paneles de colores, bibliotecas, o estores. Utilizar otro mueble puede ayudar cuando quieres que el separador no luzca como tal.  También se puede encargar un divisor a medida y diseñado a tu gusto.

Yo acá les dejo algunos ejemplos que me han parecido originales o que se adaptan bien al ambiente donde se encuentran.

Divisor de ambiente

Este divisor me pareció interesante ya que las piezas se unen de tal manera que puede girar libremente para crear distintos perfiles. Se llama Piasa screen negro , es de Emiliano Godoy y su nombre proviene de una leyenda Illinique sobre la historia del pájaro Piasa. Segundo lugar, Diseño Bienal Nacional de 2007, la Ciudad de México.

Separador de ambiente

 

Este biombo de diseño se llama PIPE DROP y es de Procédes Chénel International . Me parece genial porque se le puede dar la forma que uno necesita, inclusive cerrarlo en círculo y aislarse de todo! Está realizado en drop paper. Tiene 2 m de altura y es extensible a 5m, está disponible en 16 colores. El material es ignífugo.

 

Separador de ambiente con luz

 

Este divisor lumínico es de MK ebanistería, y está hecho con lamas de madera barnizadas. Me encanta la luminosidad sugerente que confiere al ambiente. Tiene tubos fluorescentes dentro que se pueden cambiar si alguno se agota.

¿Adivinan con qué está hecho este divisor? Pues con muestras de alfombras de diferentes colores. Sí, esas muestras que les llegan a los decoradores y arquitectos. Es un buen ejemplo de reciclado de material. Y un claro ejemplo de que un divisor se puede hacer casi con cualquier cosa. Se llama Green Screen y ha ganado un premio en NeoCon World´s Trade Fair 2008.

Divisor de ambiente

¿Y a ver si adivinan con qué están hechos estos? Pues con tapas de libros!

Bookscreen es un divisor flexible hecho con tapas duras, por lo tanto totalmente artesanal. Parece ser que se monta siguiendo las técnicas tradicionales de encuadernación de libros. Pueden encontrar más información sobre este ejemplo en http://www.studiosam.com.au/