El diseño y la ecología se ponen una vez mas al servicio de la decoración creando piezas como ésta: Felt.

Es un prototipo de silla creada a partir de botellas de agua recicladas, creada por el diseñador noruego Petter Knudsen. El material resultante es moldeable y sólido que dan como resultado una estructura resistente realizada en una estética futurista que no deja indiferente a nadie.

Ha sido concebida tanto de forma individual, para utilizarla en casa, como en hileras de bancos para instalar en lugares públicos como centro comerciales o aeropuertos. Por ahora es un prototipo pero esperamos verla pronto en las tiendas y que su precio no sea excesivamente caro.

Más información: Petter Knudsen

Vía: Decoralis