Ahora sí que sí. Hemos inaugurado diciembre y la Navidad está literalmente al caer, con todo lo que ello implica. Es tiempo de celebrar, de reuniones con amigos y de recibir y agasajar a la familia. Y aunque la alegría está en el aire, también lo pueden estar los nervios y el estrés, especialmente para los anfitriones. Hoy vamos a darte algunas claves para que puedas preparar tu casa de cara a las fiestas que se avecinan.

preparar tu casa
Fuente: Apartment Therapy

Si existe algún remedio que puede salvarte de organizar las fiestas de Navidad en casa sin morir en el intento, es la organización y la planificación. Solamente pensando las cosas con tiempo podrás tenerlo todo a punto sin agobios ni estrés. Por eso, si estás pensando en celebrar en casa la cena de Nochebuena o cualquier otro evento similar, lo mejor que puedes hacer es leer este artículo con calma, actuar en consecuencia y preparar la casa para la ocasión.

Preparar tu casa con muebles prácticos

Fuente: Emily Henderson

Contar con los muebles adecuados es importante cuando estamos pensando en celebrar en nuestro salón una reunión de amigos o familiares. En caso de que pertenezcas a una familia numerosa, o si tu círculo de amistades sea muy amplio, no te quedará otra que pensar cómo vas a conseguir que estén cómodos en tu casa, sobre todo si esta es pequeña.

Piensa que tendrás que acomodarlos en la mesa (y lograr que cada uno tenga el espacio suficiente para poder cenar a gusto) y que lo ideal sería que después pudiesen sentarse en algún lugar cómodo para charlar.

Fuente: The Spruce

Para ello hay soluciones que pueden ayudarte a preparar tu casa. Como las mesas extensibles, que son perfectas para usar a diario y que se amplían de forma genial cuando la ocasión lo requiere.

También te puede interesar:  Calendario del adviento en papel y pared

Y si no dispones de una mesa extensible, siempre puedes adquirir una plegable que después se guardan en muy poco espacio, o comprar un tablero y un par de caballetes.

También necesitarás un buen número de taburetes apilables: prácticos, económicos y fáciles de guardar cuando pasen las fiestas.

Vestir y decorar la mesa de celebración

Fuente: Honestly WTF

Además del menú, que tiene su intríngulis, un aspecto que ya puedes ir pensando es cómo vas a decorar la mesa de celebración. Puedes elegir algún detalle navideño como las guirnaldas decorativas, o hacer algún trabajo DIY tú mismo. Sea como sea, estas cosas llevan tiempo. No se hacen de la noche a la mañana.

Fuente: Apartment Therapy

Puedes elegir colores diferentes, que no sean los típicos de la Navidad. Realizar marcasitios para los invitados, o algún otro detalle interesante. Planéalo con tiempo y lo harás tranquilo y sin prisas.

En cuanto a la vajilla, la mantelería y la cristalería, búscalas con antelación y no le des muchas vueltas. Puedes usar las de siempre, poniendo en la mesa un toque decorativo nuevo.

Espacios auxiliares

Fuente: Honestly WTF

Junto a la mesa de comedor o en el rincón donde vais a tomar café, un pequeño mueble te ayudará sobremanera. Puede ser una mesita auxiliar, un carrito multiusos o la tradicional camarera convertida en mueble bar.

Todas estas son ideas con las que ayudarte a preparar tu casa. Tendrás las cosas a mano y podrás atender a tus invitados sin volverte loco ni hacer los 100 metros lisos corriendo y viniendo del salón a la cocina.

Los textiles y la iluminación son otros aspectos que tendrás que cuidar para hacer de tu salón un espacio aún más cómodo. Cuida de que haya asientos para todos y equípalos con cojines y almohadones.

También te puede interesar:  Estrellas copo de nieve paso a paso

Protege tus tesoros

Fuente: Emily Henderson

Si eres un apasionado de la decoración y te desvives por hacer que cada rincón de tu casa sea especial, seguro que guardas en ella algunos tesoros deco. Pues bien, aunque te guste lucirlos cuando recibas a tus amigos y a tu familia, tienes que valorar el riesgo que corren.

Seguro que ya lo has pensado. Una celebración multitudinaria en tu salón, con un grupo nutrido de niños pequeños entre los invitados, no es lo más aconsejable para tu flamante alfombra Beni Ourain. Ni para esa lámpara de sobremesa de estilo mid-century modern que tanto te costó encontrar.

No lo dudes ni un segundo. Guarda tus piezas emblemáticas, las más delicadas, a buen recaudo antes de que el primer invitado haya tocado el timbre. Más vale prevenir.
Si bien no se trata de esquilmar el salón y dejarlo como si estuvieras en plena mudanza, tratar de conservar las cosas que amas es un acto más que lícito.

Detalles que marcan la diferencia

Fuente: The Spruce

A la hora de preparar tu casa para las celebraciones navideñas, hay algunos detalles que no te supondrán demasiado esfuerzo. Por ejemplo, puedes equipar el baño de invitados de forma que no falten toallas limpias. Tampoco papel higiénico, ni un jabón especial.

También puedes buscar un perchero para colgar los abrigos, bolsos y bufandas de todos y que no molesten. Luces tenues, música de fondo, un ambientador muy suave… Todos estos son pequeños detalles que, sin ser determinantes, se dejan sentir y mejoran mucho el ambiente. ¡Apuesta por ellos!