Si buscas una lámpara original y que además sea un producto del reciclaje, hoy te enseñamos a sacar partido a esas camisetas y reatazos de telas que tienes en casa. Esta linda lámpara realizada con tela, es completamente funcional… además gracias a su simpático acabado podemos utilizarla a modo de complemento decorativo.

Durante la noche se transforma en una luminaria decorativa y práctica, que iluminará todos nuestros ambientes. Si quieres realizarla lo único que tienes que conseguir es  una rejilla, trozos de tela en tonos crema o los que más te gusten, una aguja, algo de hilo, unas tijeras, cable, un portalámparas y un enchufe.

Lo primero que vamos a hacer es recortar la tela en tiras de un centímetro y media más o menos. Coloca estas tiras sobre la rejilla que tengamos y estos los cosemos a mano. Seguidamente realizamos un fruncido en la tela para darle movimiento al fleco.

Ahora ve cubriendo la rejilla con las tiras, dejando sitio en el centro sin cubrir, porque aquí es donde colocaremos la lámpara. El lugar que quede en el centro debe ser bastante amplio para que la tela no pueda quemarse con el calor.

Luego envolvemos con las tiras toda la zona metálica de la regilla… por todo el contorno. Realiza cuatro trenzas de tiras de tela y las ponemos en los cuatro vértices, así colgamos la lámpara artesanal. Para concluir colocamos la instalación eléctrica y la lamparilla, así disfrutamos de una hermosa lámpara realizadas con tiras de tela.