Hoy realizaremos una actividad de reciclaje convirtiendo botellas de vidrio de refresco en funcionales contenedores de sal y pimienta! Aprovecha tus botellas antes de tirarlas. Este pequeño y cómodo set puede ser una forma simpática de aderezar tus plastos.

Los materiales son:

  • 2 botellita de vidrio de 237 ml
  • Las tapitas de esas botellitas
  • Agujereadora taladro y mecha fina

Primero hazte con dos botellas pequeñas de vidrio, estas son de 237 ml. Lavalas muy bien y secalas con un trapo que no deje pelusa. Seguidamente con un taladro y una broca muy fina realiza los correspondientes agujeros en las tapas.

Luego ajusta las tapas a las botellas y listo! Fácil, sencillo y muy funcional. Por último te comentamos que puedes pintar las botellas o realizar los agujeros en forma de P -Pimienta- o S de -Sal-