La cocina, ese lugar donde antaño se reunía toda la familia y la vida se desarrollaba a su alrededor,  no tiene porqué ser un espacio solamente utilitario.  Es el lugar donde la comida (uno de los placeres más importantes de nuestra vida) se planea, se prepara, se imagina. Por lo tanto debe ser un lugar inspirador, con encanto, donde den ganas de permanecer.

Con pequeños toques puedes dar un look personal y distinto al ambiente, por ejemplo ordenando los utensillos de alguna forma original. Piensa en las cosas que te gustan y mételas en la cocina, como cuadros, fotos, libros, cojines.

Utiliza materiales naturales, madera en el mobiliario, lino para las cortinas o paños, mimbre. Todos estos elementos harán que tu cocina respire naturalidad y frescura. Pon fruta fresca a la vista, especias en frascos de vidrio o flores recien cortadas en botellas antiguas.

No se necesitan muebles o azulejos caros para dar un toque encantador. Dejemos volar la imaginación, no nos censuremos y lograremos comodidad y bienestar.

Investigando en este mundo de la cocina me encontré con casachaucha, donde nos muestran rincones de cocinas sencillas que sus dueños han decorado a su gusto y dándoles su toque personal. No hay muebles finos ni vajilla cara, simplemente son ambientes donde se nota el amor que sus dueños han depositado en la decoración.

Aquí les dejo algunos ejemplos.

Me encantan esas cucharas hechas cuadros sobre fondo morado. En combinación con la pared lila de la izquierda. La vajilla antigua y ese ventilador  de los años 60 ayudan a crear un clima campestre y casero.

 

Animémonos a elegir lámparas que nunca hubiésemos puesto en una cocina. Se pueden conseguir efectos sorprendentes.

 

Los vasos o cristalería de colores ayudan a crear transparencias y dan frescura y color.

 

El mimbre cambia totalmente el aspecto de este ambiente, que de otro modo hubiese sido anodino.

 

También hay que ser audaces y divertirse un poco.  Como renovar una antigua nevera con colores fuertes.

 

Los cuadros, sobre todo si son antiguos, dan un toque cálido y acogedor.

 

Los muebles sencillos pintados con colores naturales dan luminosidad al ambiente.

 

En algunos mercadillos podemos encontrar objetos que interesantes para decorar.

 

Combinemos los colores, pongamos flores, seamos alegres, seamos alocados!