Buenos días amigos, en el espacio de hoy os dejo un salón con mucho color. Es una idea genial para añadir alegría a ambientes o espacios un poco más monocromáticos o monotemáticos.

En muchos hogares tenemos el suelo, techo y pared, pintados en colores muy similares o del mismo color.

El suelo, a veces puede destacar un poco si es de una tonalidad más oscura o mucho más clara.. pero si es parecido, el ambiente puede quedar un poco serio.

salon

Estos ambientes, a veces, es mejor añadir una nota de color para dar una pincelada diferente al espacio.

Pero si quieres añadir muchos tonos, piensa en como hacerlo pues hay muchas formas. Recuerda que debes tener cuidado, porque si añadimos demasiados colores sin un criterio previo puedes caer en una decoración demasiado saturada.

Añadir colores es muy sencillo, pero de todas formas os dejo esta estupenda foto para que os hagáis una idea.

Por ejemplo se puede observar que tanto el techo, como las paredes y el suelo son de una tonalidad gris… un color de lo más elegante, pero que puede caer en la monotonía si no sabemos llevarlo.

Lo bueno de esta estancia es que hay grandes ventanales, los cuales permiten que el espacio sea de lo más luminoso.

Esto y añadiendo algunos colores, hacen que el espacio parezca mucho más alegre. En esta ocasión han utilizado el sofá, una alfombra y la lámpara como complementos para el aditivo del color.

La alfombra tiene un estampado geométrico y se encuentra dividida por diferentes colores. Estos colores son compartidos por el sofá.. que también es de múltiples colores.

Para no saturar la decoración, vemos como algunos espacios en el sofá son de un solo color.. mientras que la chaiselonge, los cojines y la alfombra tienen diversos diseños.

La lámpara, de un estilo muy moderno, acompaña en un bonito y destacado color naranja. Creo que es una magnífica composición.

Foto: besthousedesign