Las flores naturales son sin duda un elemento decorativo al alcance de cualquiera y realmente agradable.

Ya ha llegado la Primavera y con ella empiezan a florecer y lucirse las flores. Hoy te voy a dar algunas ideas realmente sencillas que te ayudarán a introducir las flores en tu decoración. Llevar un poquito de la Primavera al interior de tu hogar es realmente fácil…

botellas de cristal

Simples botellas de cristal recicladas (botellas de aceite o de vinagre, de perfumes, etc) se pueden convertir en un encantador jarrón que además dará un toque de luminosidad al rincón que decora. A partir de ahora, ¡no tienes ninguna botella de cristal!

frascos de cristal

Los pequeños frascos de cristal (recipientes de la sal o el azúcar, recipientes de determinados cosméticos, etc) pueden, al igual que ocurre con las botellas de cristal, utilizarse como coquetos floreros. Para ello sólo tendrás que utilizar flores más pequeñas, pero el resultado es igual de encantador.

Si te fijas en la imagen, a los frascos se les ha añadido una pequeña cinta con estampado vichy, contribuyendo aún más si cabe a dar un toque countru chic a la decoración. Esta es una idea que se puede adaptar a cualquier tipo de decoración,decorando los frascos con cintas del color y estilo que mejor encajen con la decoración.

jarras

Las jarras y teteras se pueden también se pueden convertir en un improvisado y original jarrón con sólo colocar en ellas algunas flores. Esta es una idea que aportará un toque rústico y a la vez muy delicado y femenino a la decoración.
Jugar con con los colores y estampado de los improvisados floreros y de las flores puede ser muy divertido y te permitirá integrar en la decoración un elemento que a pesar de su sencillez, no pasará desapercibido.